domingo, 26 de septiembre de 2010

Frikismo al poder (frikis)

¡Saludos, Lechones!
Hoy es el especial de Frikismo al poder y no sólo porque la sección se haga los martes y sea domingo, sino porque esta vez vamos a rizar el rizo y el Frikismo al poder de hoy tratará… ¡de FRIKIS!
Frikis, otakus, mania… cada vez es más habitual en las series manga que aparezca esta autorreferencia, casi siempre con carácter paródico. Y los candidatos son:

Ikuto Sarashina de Kaichô wa Maid-sama:
Es un friki en la sombra. Forma parte del trío de idiotas, se obsesiona con Kaichô hasta el punto de hacer dibujos suyos y moldear con pasta llaveritos con su modelo en chibi. Sin embargo, luego siempre la ayuda cuando se encuentra en dificultades.

Kaizô de Katteni Kaizô:
En una serie que directamente simboliza el bizarrismo más absoluto, Kaizô, su protagonista, es su máximo exponente. Obsesionado hasta el punto de la locura con todo tipo de mangas, sobretodo Gundam.

Kohta Hirano de Highschool Musical of the Dead:
Con semejante nombre, ¿qué cabría esperar? Es un friki de las armas, una verdadera enciclopedia que en más de una ocasión los saca de un aprieto. Cuando de armas se trata deja de ser un pardillo para convertirse en el amo y señor.

Takamizawa de Midori no hibi:
Le apasionan las muñecas llegando al extremo de que las prefiere a las chicas de verdad. Acaba volviéndose loco cuando descubre que Midori está como si fuera una muñequita en el brazo de Sawamura, quien apenas puede reprimir sus ganas de arrancarle la cabeza.

El dependiente de la tienda de cómics de Los Simpson:
Este personaje es de sobra conocido por todos. Es el friki por excelencia, ése que llevamos dentro y sale a la luz en los momentos menos apropiados. Hasta la decimosexta temporada no se le dio nombre a este personaje: Jeff Albertson.

Después hay series en las que directamente casi todos sus personajes son frikis y sería difícil quedarse con uno: Genshiken (decidir entre Madarame o Kôsaka...), The Big Bang Theory (¿hay alguna duda aquí?), Lucky☆Star (Konakona a la cabeza) o Gintama (donde el protagonista puede pasarse todo un capítulo buscando la Shônen Jump mientras sus compañeros se enfrentan a una batalla de épicas proporciones).
Y para los lechones avanzados… ¿os acordáis del Niñotaku?

Agradecimientos especiales a Pumukiu, sin el cual no habría podido tenerlo a tiempo.
¡Hasta la próxima, Lechones!

Sayuri

1 gruñido:

EL rincon de DarkSkylet dijo...

Que raro no ver ningún comentario en esta entrada??? para mi el mejor Kohta Hirano (y me siento muy identificado con el).

Publicar un comentario