jueves, 4 de febrero de 2010

Las series españolas y los videojuegos

En las series de televisión españolas hay cosas que me chocan y una de ellas se da cuando cualquier personaje está frente a una videoconsola. Es que no hay manera de enterarte del juego al que están jugando porque hay varios aspectos contradictorios:
  • Lo que se ve: Generalmente verás a un chaval de entre diez y quince años frente a un televisor que está convenientemente colocado contra la cámara. El niño lleva un mando entre sus manos que puede ser de Wii o de cualquier otra plataforma, da bastante igual porque el caso es que lo moverá como si de un mando de Wii se tratase.
  • Lo que se oye: Normalmente ponen una musiquita de fondo más propia realmente de una máquina tragaperras o un juego viejuno muy escandaloso.
  • Lo que se dice: Por regla general, si se menciona algo del juego, va a ser en tono humorístico reventando el cliché de que los videojuegos son cada vez más violentos, joyitas del tipo:
    —"¡Espera, papá, que estoy huyendo de los policías zombis porque he atracado a aquella abuela, la he quemado con el lanzallamas y luego me he comido a su perro!"
    Y luego cuando el padre insiste en quitarle la consola, añade algo así:
    —"¡Jo, papá, que me quedaban dos vidas!"
¿Vidas? ¿¡Vidas!? ¿Pero a qué cojones está jugando ese niño? ¿Es un plataformas, un juego de tiros, de rol multijugador tipo WOW, un Imagina ser...?

En fin, lechones, tenéis todo el fin de semana para pensarlo. Sé que lo haréis.

Pumukiu


"—¡Tienes que venir conmigo!
—No, no puedo andar... Me han atado los cordones de los zapatos...
—Con un nudo... ¡Cabrones!"

0 gruñidos:

Publicar un comentario